El sultán de Brunei rectifica sobre los delitos castigados con la pena de muerte

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
Sultán de Brunei pena de muerte

Lectura fácil

Esta noticia no tiene texto fácil, se mostrará el texto normal

Brunei ha dado marcha atrás en la aplicación de las leyes introducidas el mes pasado que habrían hecho que las relaciones sexuales entre hombres y el adulterio se castigaran con la lapidación hasta la muerte.

El sultán Hassanal Bolkiah prorrogó el domingo una moratoria sobre la pena de muerte para cubrir la nueva legislación.

El replanteamiento es consecuencia de la protesta mundial por las leyes, incluidos los boicots y las protestas de las celebridades.

En Brunei no se han llevado a cabo ejecuciones desde 1957, a pesar de que todavía están previstas en la legislación sobre algunos delitos.

El mes pasado, Brunei puso en marcha una nueva y estricta interpretación de las leyes islámicas, o Sharia.

En un discurso, el sultán dijo que era consciente de que había habido "muchas preguntas y percepciones erróneas" con respecto a la aplicación de la legislación, llamada Orden del Código Penal de la Syariah (SPCO).

Mientras decía que se aplicaría una moratoria sobre la pena de muerte al SPCO, también defendió las nuevas reglas, diciendo que su "mérito" quedaría claro.

El discurso marca la primera vez que el gobernante del país habla públicamente sobre la legislación desde su introducción.

La Secretaria General de la Commonwealth, Patricia Scotland, dijo que estaba "encantada de que se haya eliminado la pena de muerte y de que la moratoria de facto que ha estado en vigor durante más de dos décadas cubra también al SPCO".

La homosexualidad ya es ilegal en Brunei y se castiga con hasta 10 años de prisión.

Los musulmanes representan alrededor de dos tercios de la población de 420.000 habitantes del país.

¿Cuáles son las leyes?

La pequeña nación del sudeste asiático introdujo por primera vez la ley Sharia en 2014, lo que le dio un sistema jurídico dual con la Sharia y el Common Law.

La primera fase abarcó los delitos punibles con penas de prisión y multas.

Las leyes introducidas el 3 de abril marcaron la siguiente fase de la legislación y abarcaron los delitos punibles con amputación y lapidación.

En virtud de la legislación:

Delitos como la violación, el adulterio, la sodomía, el robo y el insulto o la difamación del Profeta Mahoma conllevan la pena máxima de muerte.

El sexo lésbico tiene una pena diferente de 40 golpes de caña y/o un máximo de 10 años de cárcel.

El castigo por robo es la amputación.

Quienes "persuadan, digan o alienten" a niños musulmanes menores de 18 años "para que acepten las enseñanzas de otras religiones distintas del islam" pueden ser condenados a una multa o a la cárcel.

Las personas que no han alcanzado la pubertad pero que han sido condenadas por ciertos delitos pueden ser sometidas a azotes.

¿Cuál fue la reacción a estas medidas?

Las leyes desataron la indignación internacional y pusieron a la pequeña nación del sudeste asiático en el centro de atención mundial.

Antes de su implementación, la ONU advirtió que las leyes contravenían las normas internacionales de derechos humanos establecidas en la Declaración Universal de Derechos Humanos de 1948, que fue ratificada por Brunei en 2006.

Celebridades como George Clooney y Elton John pidieron un boicot a los hoteles de lujo con vínculos a Brunei por la legislación.

El Sr. Clooney dijo que las nuevas leyes equivalen a "violaciones de los derechos humanos".

Muchos en la comunidad gay de Brunei expresaron conmoción y temor ante los castigos.

Añadir nuevo comentario