La reforma laboral del PP en 2012 mejoró el mercado laboral, según el FMI

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
El ex presidente del Gobierno Mariano Rajoy, en una imagen de archivo.

Lectura fácil

La reforma laboral del Partido Popular fue positiva. 
Según un estudio del Fondo Monetario Internacional, 
los cambios que hizo el Partido Popular
en la ley del trabajo en 2012
mejoró el empleo y la igualdad
sin afectar al riesgo de pobreza.

Ocho años después de la polémica reforma laboral que aprobó el Gobierno de Mariano Rajoy, el balance parece arrojar cifras positivas. Tal y como se desprende de un estudio realizado por el Fondo Monetario Internacional (FMI), la reforma laboral del Partido Popular en 2012 sirvió para mejorar el empleo, la igualdad de la renta y no afectó a la pobreza.

"El crecimiento del empleo fue sustancialmente más elevado tras la reforma laboral de 2012 que el crecimiento estimado si la reforma no hubiera sido implementada", asegura el documento, elaborado por los académicos del FMI Ara Stepanyan y Jorge Salas.

El estudio del FMI no ve que la reforma laboral afectase a la pobreza

En lo que se refiere a la pobreza, los estudios del Fondo no han encontrado un "impacto significativo" de la reforma del PP en el porcentaje de la población en riesgo de pobreza. De hecho, el coeficiente de Gini, que mide la desigualdad, se redujo en dos puntos porcentuales.

Lo que sí que refleja el documento del FMI es que los cambios en el mercado de trabajo provocaron un descenso de las horas medias trabajadas. En la misma línea se incrementó en el empleo a tiempo parcial involuntario. Esto significa que creció el número de trabajadores que tienen contratos a tiempo parcial pero querrían estar a tiempo completo.

En este sentido, el Fondo cree que el hecho de que se flexibilizase el mercado laboral, pudo incentivar el empleo parcial. Esto pese a que los empleados quisieran trabajar más horas.

Asimismo, el cambio estructural de la economía desde la construcción hacia los servicios también pudo haber contribuido a que se trabajaran menos horas", indica el estudio.

La reforma benefició a los jóvenes pero creció la tasa de trabajadores pobres

Uno de los resultados contradictorios del estudio es que la reforma laboral de 2012 provocó un aumento de la tasa de trabajadores pobres. Lo que puede chocar con el hecho de que se redujese la desigualdad y que se incrementase el número de trabajadores a jornada parcial.

En lo que respecta a los jóvenes, uno de los grandes problemas del mercado laboral español es que posee un elevado desempleo entre el colectivo, muy por encima de la media Europea. De hecho, a día de hoy España es el segundo país de la zona euro que más paro juvenil registra. Solo nos supera Grecia en este apartado.

Pues bien, el informe destaca que los cambios laborales introducidos por el PP fueron beneficiosos para la tasa de paro entre los jóvenes en comparación con la situación que se hubiera producido si no se hubiera producido la reforma.

Resultados discutibles

Otra variable analizada por los economistas del FMI es la relación de ingresos entre el 20% de la población con mayores ingresos y el 20% de la población con menores ingresos. De acuerdo a los resultados, la reforma de 2012 no provocó "ningún impacto significativo" en este indicador.

Como era de esperar, los resultados del análisis contradicen así al Gobierno actual, que siempre se ha mostrado en contra de la reforma laboral vigente. Tanto es así que el Ejecutivo estaría ya trabajando en una modificación de los aspectos que considera más lesivos para el empleo.

No obstante, el actual equipo de gobierno ha tenido que dar un paso atrás en este sentido. Y es que antes de ganar las elecciones siempre habían mostrado predisposición a una derogación de la reforma laboral de 2012. Ahora apuestan por una modificación parcial.

El primer paso en esta dirección se dará el próximo martes 18 de febrero. El Ejecutivo derogará ese día el despido por acumulación de bajas médicas justificadas.

Añadir nuevo comentario