'Stranger Things' estrena su tercera temporada

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
Stranger Things temporada 3

Lectura fácil

Esta noticia no tiene texto fácil, se mostrará el texto normal

Stranger Things’ es la gran joya de la corona de Netflix. Llegó como una fórmula sorpresa en verano de 2016. Como un vehículo nostálgico rescataba a Winona Ryder del olvido y en apenas unos días se convirtió en un boom mundial. 

Ese cruce entre el cine de Steven Spielberg y las novelas de Stephen King conquistó al público y en Netflix no han dudado en mimar lo máximo posible la serie.

Viajamos de nuevo a Hawkins, concretamente al verano de 1985

Vistos los ocho capítulos que Netflix estrena este jueves 4 de julio, resultan un maratón veraniego muy entretenido dirigido a los fans de la serie. ¿Más de lo mismo? En buena parte, sí, pero funciona y entretiene, que es lo que pretende.

Será más de lo mismo, pero más grande, con bastante más acción (una de las cosas que más destacan en esta temporada), nuevos escenarios y buenas incorporaciones.

Han pasado casi dos años desde su anterior entrega

Una de las principales señas de identidad de ‘Stranger Things’ siempre ha sido su ambientación ochentera. A veces un tanto excesiva, pero lo cierto es que la serie sería muy diferente sin es.

En este arranque de tercera temporada es algo que saben aprovechar a su favor, utilizándolo para explicar los cambios por los que está pasando Hawkins tras la reciente apertura de un nuevo centro comercial.

Nunca saturan, ni siquiera cuando son quizá demasiado directos, y aportan lo que la serie necesita.

Sin spoilers

La historia se traslada al verano de 1985. Los niños ya no son tan niños. El centro comercial de Hawkins es la nueva gran atracción para pasar el tiempo de ocio. Y, por supuesto, empiezan a pasar cosas raras.

A lo largo de buena parte de los ocho capítulos, los personajes están agrupados en parejas o grupos que desarrollan sus propias investigaciones hasta que sus aventuras convergen y todos se encuentran en un episodio final lleno de acción, adrenalina y emoción que, de paso, deja las puertas abiertas (con escena poscréditos) para la ya confirmada cuarta temporada.

Referencias a los ochenta

A ritmo de cásicos de la época (como Material Girl para acompañar a Once y Max durante sus compras en el centro comercial) se van conjugando las referencias cinéfilas como Terminator, Regreso al futuro (se estrenó en EEUU precisamente este verano), La invasión de los ultracuerpos, Alien o ET.

La oscuridad se contrarresta con las habituales altas dosis de humor con Dustin, Steve, Erica y Robin, una buena incorporación. También más humor viene de la particular odisea que viven Hopper y Joyce.

Mientras, los que más en serio se toman todo son el grupo del resto de adolescentes y sus hermanos mayores, que no sólo tienen que hacer frente al monstruo de turno sino también a otro monstruo que da todavía más miedo: crecer.

https://youtu.be/teV-kb2erGI

Añadir nuevo comentario