Nacho explica en primera persona los efectos de la Ley Celaá para personas con discapacidad

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest

Lectura fácil

El vídeo que acompaña esta información
muestra la queja de Nacho, un joven con parálisis cerebral,
contra el cambio en los centros de educación especial que plantea la Ley Celaá.

Desde hace meses la plataforma Educación Inclusiva sí, especial TAMBIÉN
expresa su rechazo al planteamiento que la nueva Ley Celaá 
hace sobre los centros de Educación Especial.
Para ellos, la nueva normativa no garantiza la supervivencia de estos lugares
ni una educación para los niños con discapacidad.

Nacho, un joven con parálisis cerebral, ha querido mandar un mensaje a los políticos 
contando su propia experiencia.
Quiere que sean conscientes de que los niños que acuden a estos centros lo necesitan.

A través de un vídeo en Instagram, Nacho ha hecho un llamamiento a los políticos
para que se replanteen esa posibilidad.
Se han pensado que se pueden meter todas las discapacidades en el mismo saco y eso no es así, señala.

Durante los meses de confinamiento (entre marzo y mayo), el Congreso, por el estado de alarma, no permitió el debate y la reflexión sobre los efectos de la conocida como Ley Celaá y el menoscabo hacia los centros de educación especial.

A modo de decreto esta Ley avanza sin que las partes implicadas puedan explicar, detallar y defender una situación que colocaría a una parte de la población ante una intensa adversidad.

Esta situación es la que describe Nacho en su vídeo donde pide ser escuchado por los políticos.

El vídeo de Nacho y su mensaje en apoyo a la educación especial

Mago More, cara visible de la plataforma 'Educación Inclusiva sí, especial TAMBIÉN', detalló para GNDiario su malestar ante una norma que avanza y en la que las familias y colectivos no están siendo escuchadas. Durante esos meses eran los progenitores los que elevaron la voz, recogían firmas para reunirse con los grupos políticos. Ahora son las propias personas con discapacidad las que se posicionan ante la Ley Celaá.

Este colectivo de familias, sostiene que la nueva normativa no garantiza la supervivencia de estos lugares ni una educación para los niños con discapacidad.

Nacho nació muy prematuro, lo que le causó una parálisis cerebral. Actualmente estudia en el centro de educación especial Bobath de Mirasierra, Madrid. Su mensaje es claro y contundente: No permitas que cierren los colegios de educación especial”.

Ahora, es Nacho, el que manda un mensaje a los políticos contando su propia experiencia. Quiere ser escuchado y que sean conscientes de que los niños que acuden a estos centros los necesitan:

"No sé si os habéis enterado que quieren cerrar los colegios de Educación EspecialEs una locura, donde yo voy hay un aula que se llama la clase amarilla que hay niños que no podrían estar en un colegio ordinario."

Para Nacho, que el Gobierno quiera cerrar estos centros es una auténtica “locura” e “injusticia”. Y plantea la siguiente reflexión ”Los políticos se han pensado que pueden meter a todas las discapacidades en el mismo saco y eso no es así”, subraya Nacho en el vídeo. Y es que el joven cree que en los centros ordinarios no podrían recibir la atención que necesitan para seguir aprendiendo de la misma forma.

El hilo de Mar Velasco en Twitter

En su cuenta de Twitter, Mar Velasco, una mamá de un niño con síndrome de Down, ha detallado lo importante que es para ella la existencia de este tipo de centros especiales. Y es que la atención tan personalizada que recibe su hijo, que acaba de empezar primaria, con dos maestras, una fisioterapeuta, una logopeda y un psicólogo no podría recibirla en un centro ordinario.

Twitter

Esta es una voz, de las muchas que se han sumado al mensaje de Nacho.  Por ahora, el hilo en Twitter de Mar Velasco, alcanza más de 2.000 retweets y 4.600 ‘likes’.

¿En qué situación se encuentra la Ley Celaá?

Desde que se dio a conocer el proyecto de ley orgánica educativa son muchos los ciudadanos que se han posicionado en contra de la Ley Celaá. La norma referente a los cambios en la educación especial, es donde más aristas están encontrando los sectores implicados.

Y es que este proyecto de ley recoge que “el Gobierno, en colaboración con las administraciones educativas, desarrollará un plan para que, en el plazo de diez años, los centros ordinarios cuenten con los recursos necesarios para poder atender en las mejores condiciones al alumnado con discapacidad”. 

Seguidamente, se indica que la “Administración Pública, prestará el apoyo necesario a los centros de educación especial para, además de escolarizar a los alumnos que requieran una atención muy especializada, desempeñen la función de centros de referencia y apoyo para los centros ordinarios”.

La norma no convence a padres y madres. Observan que esta ley supondrá el cierre total de los centros educativos especializados.

2020-11-13

Añadir nuevo comentario