Los bosques del mundo conforman la gran biodiversidad del planeta

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
Los bosques del mundo están llenos de vida

Lectura fácil

El estado de los bosques del mundo 2020 es una especie de estudio que evalua los siguientes aspectos:

  • El progreso de los objetivos y metas mundiales relacionados con la biodiversidad forestal
  • Vigilar el cumplimiento de dichos objetivos
  • Examina la efectividad de las políticas, acciones y enfoques en términos de los resultados de conservación como de desarrollo sostenible

La degradación y pérdida de los bosques producen el desequilibrio de la naturaleza,

aumenta el riesgo y la exposición de la humanidad a contraer enfermedades zoonóticas.

Ya hemos vivido varios casos de pandemias que dejan claro que

el estado de los bosques del mundo nos afecta de manera directa a todos nosotros.

Gran parte de la biodiversidad terrestre está en los bosques del mundo

Además los bosques del mundo conectan con los demás ecosistemas.

Esto forma la biodiversidad del planeta, que hace que la vida humana

siga siendo posible en la Tierra.

La edición de El estado de los Bosques del mundo (SOFO) examina las contribuciones de los bosques y de las personas que los utilizan y gestionan, la conservación y el uso sostenible de la biodiversidad.

Y es que ya falta poco para que finalice el Decenio de las Naciones Unidas sobre la Biodiversidad 2011-2020, y por eso los países se preparan para adoptar un marco de biodiversidad posterior a 2020.

Los bosques cubres un 30% de la superficie terrestres mundial y son el hábitat de gran parte de las especies de flora y fauna terrestres que se conocen por la ciencia.

Tristemente, estos ecosistemas y su biodiversidad están continuamente amenazados, por las acciones que se llevan a cabo para convertir la tierra para la agricultura y también por la sobreexplotación a la que están sometidos, y que en gran parte se hace de manera ilegal.

Los bosques del mundo necesitan protección

El estado de los bosques del mundo 2020 se encarga de evaluar el progreso de los objetivos y metas mundiales relacionados con la biodiversidad forestal, su cumplimiento y examinación de la efectividad de las políticas, acciones y enfoques en términos de resultados de conservación como de desarrollo sostenible.

Además, unos estudios de casos concretos otorgan ejemplo de prácticas innovadoras que combinan la conservación con el uso sostenible de la biodiversidad forestal que dan lugar a soluciones equilibradas para todos.

Y es que, la degradación y pérdida de los bosques contribuye al desequilibrio de la naturaleza y aumenta el riesgo y la exposición de la humanidad a contraer enfermedades zoonóticas.

Ya hemos vivido varios casos de pandemias que dejan claro que el estado de los bosques del mundo nos afecta de manera directa a todos nosotros.

Se supone que todos los países han trabajado juntos para analizar el avance hacia cinco de los objetivos estratégicos del Plan y las 20 Metas de Aichi para la Biodiversidad, con el fin de conformar el marco de la biodiversidad mundial después del 2020.

El marco de la biodiversidad tiene que estar sustendado en los siguientes datos:

  • Datos de la situación actual de la biodiversidad mundial y las tendencias recientes
  • Datos de los vínculos entre la biodiversidad y el desarrollo sostenible
  • Datos de las medidas satisfactorias adoptadas para conservar y utilizar de forma sostenible los numerosos productos y servicios que ofrece la biodiversidad mundial en apoyo de la seguridad alimentaria y el bienestar humano

La mayor parte de la biodiversidad terrestre se encuentra en los bosques del mundo

Tal y cómo hemos apuntado, gran parte de la biodiversidad terrestre está ubicada en los bosques del mundo. Las especies de flora y fauna van desde los bosques boreales del extremo norte hasta las pluviselvas tropicales.

En total, contienen más de 60.000 especies arbóreas diferentes que proporcionan hábitats para:

  • Un 80% de las especies de anfibios
  • Un 75% de especies de aves
  • Un 68% de las especies de mamíferos

Por otro lado, un 60% de todas las plantas vasculares están ubicadas en los bosques tropicales. Además, los manglares son un lugar de reproducción y de cría para numerosas especies de peces y crustáceos.

Estos contribuyen a retener los sedimentos que afectaría de manera negativa a los fondos que contienen algas y arrecifes de coral, los cuales a su vez, son hábitats indispensables para la vida submarina.

Como vemos, los bosques del mundo conectan con los demás ecosistemas, lo que da lugar a la biodiversidad del planeta, que a su vez, hace que la vida humana siga siendo posible en la Tierra.

Añadir nuevo comentario