La tecnología puede solucionar problemas sociales y medioambientales

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
La tecnología soluciona problemas sociales y medioambientales.

Lectura fácil

La tecnología ha llegado para quedarse,

especialmente tras el coronavirus.

La tecnología ha revolucionado nuestra forma de comprar,

de relacionarnos y de informarnos,

pero también es útil para solucionar grandes problemas sociales y medioambientales.

La tecnología social nos está ayudando también 

a conseguir los Objetivos de Desarrollo Sostenible 

de la Organización de las Naciones Unidas.

La tecnología de los teléfonos inteligentes,

por ejemplo, nos invita a conectarnos, entretenernos

y, a la vez, sirve para facilitarnos la vida.

Las redes sociales, los electrodomésticos inteligentes

o la domótica hacen fáciles muchas cosas que hace unos años eran impensables,

incluso hacen que el mundo sea un lugar más justo,

igualitario, sostenible y próspero para todas las personas.

La tecnología ha llegado para quedarse, especialmente tras el coronavirus, ha revolucionado nuestra forma de comprar, de relacionarnos y de informarnos, pero también es útil para solucionar grandes problemas sociales y medioambientales.

La tecnología social

La tecnología social y nos está ayudando a conseguir los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

La tecnología de los teléfonos inteligentes, por ejemplo, nos invita a conectarnos, entretenernos y, a la vez, sirve para facilitarnos la vida. Las redes sociales, los electrodomésticos inteligentes o la domótica hacen fáciles muchas cosas que hace unos años eran impensable, incluso hacen que el mundo sea un lugar más justo, igualitario, sostenible y próspero para todas las personas.

La tecnología transforma la sociedad

El término 'tecnología social' surgió a finales del siglo XIX y ha evolucionado hasta nuestros días actuando de forma transversal para identificar y resolver los principales desafíos de la humanidad: la desigualdad, la pobreza, el hambre o la democratización del acceso a la energía, el trabajo, la educación y la salud.

Esta nueva tecnológica utiliza todo el conocimiento disponible y las herramientas digitales a su alcance para transformar la sociedad.

La tecnología permitirá alcanzar los ODS

Esta clase de tecnología es hoy uno de nuestros principales aliados a nivel global para cumplir en 2030 con los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que aprobó la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en 2015.

De lograrlo, además de alcanzar un planeta mejor y más habitable, las soluciones digitales para alcanzar los ODS generarían 2,1 billones de dólares anuales, según vaticina un informe de 2017 de la red internacional 2030Vision. Por otro lado, la innovación tecnológica conlleva un ahorro importante de tiempo y dinero para la consecución de los ODS.

Siete puntos clave alcanzar los ODS de la mano de la tecnología

Más en detalle, y de acuerdo con el Pacto Mundial de Naciones Unidas, el impacto social de la tecnología se puede resumir en siete puntos clave:

  1. Promueve el acceso a la información: La transparencia y la calidad informativa que universalizó Internet para áreas como el medio ambiente, el trabajo, la salud, la educación y los servicios sociales, entre otras, pueden contribuir en objetivos sociales y ecológicos.
  2. Facilita el análisis y la recogida de datos: La tecnología digital permite innovar en la recolección, la medición y la monitorización de datos facilitando, por ejemplo, la toma de decisiones estratégicas en agricultura para luchar contra el hambre.
  3. Favorece el nacimiento de nuevos modelos de negocio: Internet y las nuevas tecnologías han propiciado nuevas ideas empresariales que impulsan la economía y el desarrollo sostenible. Es el caso, por ejemplo, del coche compartido que beneficia a los varios ODS.
  4. Aumenta la captación de fondos online: El crowdsourcing y las plataformas de inversión responsable pueden suministrar nuevas fuentes de financiación a negocios sostenibles o iniciativas innovadoras que repercutan positivamente en ODS.
  5. Desarrolla nuevos modelos de realidad: La realidad virtual y la aumentada pueden mejorar la educación y la formación laboral, así como sensibilizar a determinados colectivos sobre las injusticias, la discriminación por género o el cambio climático.
  6. Ofrece productos y servicios adaptados: La tecnología social puede reducir las desigualdades diseñando productos y servicios adecuados a las necesidades de los ciudadanos y colectivos más vulnerables.
  7. Modernización de los procesos: La robótica, por ejemplo, permite construir robots para reparar maquinaria compleja o realizar intervenciones quirúrgicas. Además, las impresoras 4D evitan el desperdicio de material y la Inteligencia Artificial automatiza el reciclaje.

Añadir nuevo comentario