Cómo se celebra la Navidad en cada una de las religiones

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
25/12/2020 - 09:00
La religión determina el modo en el que celebramos la Navidad.

Lectura fácil

Aunque parezca que la Navidad es una fiesta más bien ligada al cristianismo, la realidad es que se celebra en todo el mundo. Claro está que en cada lugar hay una cultura y tradiciones distintas, la forma de celebrar esta festividad también cambia.

Cuando pensamos en Navidad es inevitable que nos venga a la mente el típico árbol lleno de adornos y guirnaldas. Para los más tradicionales, el belén con la representación del nacimiento de Jesucristo tampoco puede faltar en el salón.

La Navidad cristiana

En referencia a lo que decíamos al principio, tenemos este concepto debido a que la religión mayoritaria de nuestro país es el cristianismo.

En este sentido, de acuerdo con la tradición cristiana, Jesucristo llegó al mundo la noche del 24 de diciembre. Así, los cristianos celebran el nacimiento del hijo de Dios y de la Virgen María.

En un portal de Belén, María dio a luz a Jesús. Y como bien se representa en los tradicionales belenes navideños, el alumbramiento del mesías fue en un pesebre entre un buey y una mula.

Los protestantes

Dentro del protestantismo hay diferentes ramas, aunque todas ellas tienen en común la festividad navideña. Si nos remontamos a su origen, en sus inicios dejaron de hacerlo durante siglos con el fin de diferenciarse del catolicismo, pero lo recuperaron después.

A día de hoy, su forma de celebrar la Navidad es exactamente igual que la de los cristianos, puesto que comparten raíces ambas religiones.

Los testigos de Jehová

Por si no lo sabían, esta rama religiosa cristiana más desconocida no celebra la Navidad. Para ellos, la Biblia no dice por ningún lado que Jesucristo nacieses el 25 de diciembre, así como tampoco hace mención a la Navidad.

Es por todas estas razones por las que los testigos de Jehová consideran que esta tradición no tiene relación alguna con su religión. Así las cosas, para ellos estos días navideños se viven con absoluta normalidad. En resumen, son días normales y corrientes para ellos porque no hay nada que festejar.

A nivel educativo surge el problema porque tratan de hacer ver a los profesores de sus hijos que no comparten sus creencias y no tienen que verse envueltos en éstas celebraciones de carácter religioso. Lo que sí que tienen en común con el resto de cristianos es que conmemoran la muerte de Jesús en Semana Santa.

La Navidad musulmana

Para la religión musulmana, Jesús es uno de los cinco profetas más importantes del Islam, y aunque su nacimiento no figura entre las celebraciones oficiales de las fiestas islámicas, siempre se conmemora de alguna manera. Quien lo celebra suele hacerlo en las mezquitas con sus seres queridos, leyendo el Corán o recordándolo en grupo.

Al igual que en casi todas las religiones, la Navidad musulmana también realizan comidas familiares. En algunos casos también ayunan pero en líneas generales no hay algo predeterminado al no ser una celebración obligatoria. De hecho, gran parte de los musulmanes no están a favor de celebrar la llegada Jesús.

Como es normal, los musulmanes también tienen sus platos y postres típicos en fechas, que pueden variar en función del país. Por ejemplo, en el norte de África se come asida, un dulce a base de harina de trigo que se sirve con mantequilla y miel. En Marruecos en cambio lo único que hacen quienes celebran la Navidad es leer el Corán y realizar cantos religiosos.

La Navidad según los Judíos

El judaísmo y el cristianismo, son bastante similares en cuanto religión, a la vez diferentes. Ellos consideran que Jesús no fue más que un profeta y siguen esperando al verdadero Mesías.

Al igual que hacen los testigos de Jehová, los judíos tampoco consideran que haya que celebrar el nacimiento de Jesús. Pero sí festejan Janucá o festival de las luces, que coincide temporalmente con Navidad. En Janucá debe pasarse en familia, intercambiando regalos, algo muy parecido a lo que esperamos de Navidad.

Janucá dura ocho días, y aparece narrado por primera vez en el Talmud, un libro sagrado de los judíos. Se conmemora cuando los judíos macabeos se revelaron y echaron a los invasores de su templo.  Con estas luces hacen hincapié en un candelabro de siete brazos. Según cuenta la tradición, aunque solo había aceite para un día, Dios hizo un milagro para que permaneciese encendido.

Los budistas y los hindúes

En el caso del budismo, es curioso ver cómo sí que celebran la Navidad, pese a no tener las mismas creencias que los cristianos. Y es que para ellos es una fecha importante porque celebran que llegó al mundo Cristo. Eso sí, su año nuevo llega en febrero, cuando realmente tienen grandes fiestas.

Por último, podemos hablar de los hindúes, que celebran en noviembre el 'Diwali', una especie de Navidad donde lo que se homenajea es el inicio del nuevo año. Para celebrarlo, se regalan dulces y se reúnen las familias para compartir momentos.

Añadir nuevo comentario