Agricultura sostenible de la mano de Ikea

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
Ikea cuida el medio ambiente

Lectura fácil

La agricultura sostenible es muy importante.

A través de ella se cuida el planeta y la vida en él.

Ikea promueve la agricultura sostenible a través de varias líneas de su producción:

  • Cultivos de café
  • Cultivos de té
  • Cultivos de algodón

Todos estos proyectos tienen certificación de práctica sostenible.

La compañía Ikea ayuda en la lucha para cuidar y respetar el planeta y la vida en él.

La agricultura sostenible es un tema que necesita de mucha más repercusión. Por ello, Ikea tiene como objetivo generar prácticas para reducir el impacto de la huella de carbono, promover el bienestar medioambiental y del ser humano.

Suecia, país donde nació Ikea, se caracteriza por estar comprometido con el desarrollo sostenible. Su acciones responsables pasan desde la transición a una sociedad libre de dinero en efectivo en la que se manejen las monedas virtuales a empresas verdaderamente comprometidas con el medioambiente.

Ikea, la compañía sueca dedicada, entre otras cosas, al mobiliario y la gastronomía, abre su campo y se enfoca también a trabajar por el desarrollo de una agricultura sostenible.

La agricultura sostenible a través de diversos proyectos con productos alimentarios variados

  • Cultivos de café

Con su propia línea de café PÅTÅR, y una edición especial de esta marca. Sus granos se cultivan en la región del Nilo Blanco en Uganda.

Las certificaciones que tiene aseguran que es un cultivo sostenible y que ofrece buenas condiciones laborales. A parte de producir los granos de café para su propia marca, Ikea contribuye con la economía del país africano y en la lucha para conseguir oportunidades y un mejor estilo de vida para los habitantes.

Con el cultivo de granos de café para la elaboración de los productos de PÅTÅR, son los pequeños agricultores los que más se benefician de la agricultura.

  • Cultivos de té

En este caso, es EGENTID la marca de té que comercializa Ikea. El desarrollo de las plantas de té para la elaboración de esta línea, la compañía ha obtenido las certificaciones que demuestran que se sigue practicando una agricultura sostenible.

Para el proceso de la elaboración del té, el cual se extrae de las hojas enteras de las plantas, no se utilizan fertilizantes ni pesticidas, y además se promueve el buen mantenimiento del suelo.

  • Cultivos de algodón

El algodón que Ikea utiliza para fabricar ropa de cama y sillones, proviene de una materia prima totalmente sostenible y comprometida con el cuidado del planeta.

Además, parte del algodón es reciclado, y se ofrece a los pequeños agricultores una salida laborar adicional. La compañía sueca, desde el 2015, promueve hábitos sostenibles en la fabricación del algodón.

Los esfuerzos que realiza Ikea ayudan a mejorar la vida de los agricultores y promueven, entre otras cosas, el acceso tan necesario al agua potable en dichas comunidades.

Convertir la sostenibilidad agrícola en una práctica habitual

Ikea persigue que tanto la empresa como las demás instituciones y compañías que colaboran con sus iniciativas, conviertan la agricultura sostenible en una práctica habitual.

El objetivo es erradicar por completo esos procedimientos que perjudican al medio ambiente. Por eso Ikea es responsable de la organización de escuelas que dan una capatización a más de 100.000 agricultores.

Con la iniciativa de promover una agricultura sostenible a través de la elaboración de café, té, sillones y ropa de cama, la empresa sueca tira del carro para luchar y conseguir establecer procedimientos sostenibles a nivel empresarial.

Añadir nuevo comentario