No es aconsejable que ciertos alimentos se consuman crudos

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
Parrillada de alimentos como setas, hortalizas y carne

Lectura fácil

Esta noticia no tiene texto fácil, se mostrará el texto normal

Hay ciertos alimentos que pueden consumirse en crudo sin que esto suponga un problema mayor. Suelen ser algunos vegetales o las hortalizas y verduras que se ponen en una ensalada.

Pero la existencia de toxinas o bacterias pueden hacer que el consumo de alimentos crudos acabe siendo una mala elección que puede traer problemas negativos en la salud.

Estos son los alimentos que no se recomienda consumir sin cocinar

Almendras amargas

Si las consumimos crudas, tenemos que saber que al contener una sustancia llamada amigdalina, al ingerirla da lugar a que aparezca el ácido cianhídricoque, altamente venenoso.

Las almendras que encontramos en los supermercado no tienen este problema, ya son aptas para el consumo y se trata de alimentos muy recomendables para la salud, siempre que estén cocidas previamente. Además, si notamos que se ha colado una almendra amarga entre el paquete, es algo que se notará enseguida.

Alubias rojas

Las legumbres son granos compactos y secos, y no suelen consumirse en crudo. Pero las alubias rojas en particular, tienen la toxina fitohemaglutinina que puede causar molestias considerables a nivel estomacal.

Berenjenas

Este tipo de alimentos pueden contener solanina y resultar toxicas si las consumimos crudas. Las berenjenas con mayor cantidad de dicha sustancia son las que se han recolectado demasiado verdes.

Además se puede observar esa tonalidad verdosa en la parte carnosa interior, excepto que sean extraordinariamente verdes, el nivel de solamina es muy pequeño.

Carne de aves

Ya se sabe que comer carne cruda supone mayor riesgo que consumir este tipo de alimentos cocinado. En el caso de la carne de ave, la peligrosidad aumenta por la presencia del microorganismo conocidio como Campylobacter.

La OMS informa de que esta bacteria es una de las cuatro principales causas mundiales de enfermedad diarreica, considerada como la causa bacteriana más frecuente de padecer gastroenteritis en el mundo.

La bacteria es más problemática en niños muy pequeños, pero es preferible tomar recomendaciones a cualquier edad. Si cocinamos la carne por encima de los 75 grados centígrados se puede eliminar la bacteria.

Huevo

Este tipo de alimentos continene el microorganismo conocido como la Salmonella. Se consigue ocultarse tras mayonesas, aliolis y tortillas jugosas y mal conservadas.

Por esto en los restaurantes existe la obligación de realizar estas elaboraciones con huevo pasteurizado para evitar más de un dolor de estómago. Los síntomas más comunes de la salmonelosis es la gastroenteritis que se manifiesta con diarrea, dolor abdominal y fiebre.

Leche cruda

Ahora se ha vuelto a comercializar con la leche cruda. Nosotros estamos acostumbrados a comprar leche lista para el consumo. Por lo que se advierte de que la leche cruda se debe de cocer previamente.

Si se bebe tal y como se extrae de las ubres de la vaca puede dar lugar a problemas de salud como la Brucelosis o muchas otras infecciones bacterianas.

Consumir este tipo de alimento crudo es un riesgo para cualquier persona. Pero se deben aumentar las precauciones con niños, embarazadas o personas inmunodeprimidas o que hayan sido sometidas a un trasplante.

En estos casos debemos ser especialmente cuidadosos revisando que todos los quesos y productos lácteos que consuman sean elaborados con leche pasteurizada.

Patata

Este es uno de los alimentos más comunes. Nunca se deben consumir crudas porque pueden resultar muy indigestas, generando molestias abdominales, causando hinchazón en esa zona y flatulencias.

Además, cuando las patatas se conservan expuestas a la luz desarrollan fácilmente una toxina llamada solanina. Este compuesto se encuentra en mayor concentración en las zonas de la patata que han adquirido una tonalidad verdosa.

Aunque algunas fuentes dicen que ese compuesto se degrada con la temperatura no es así. Sino que lo que hay que hacer es conservarlas en un lugar fresco y seco, húmedo pero ventilado, donde no se produzca condensación, y protegidas de la luz solar.

Pescado

El anisakis es un parásito, un pequeño gusanito que se dispone generalmente en forma de espiral en ciertas zonas del pescado, especialmente las branquias y las vísceras, incluso en la musculatura del pescado.

Una forma de evitar ser infectado por el anisakis, es congelando el pescado crudo durante al menos 24 horas a menos 20 grados centígrados a nivel industrial, o en casa si disponemos de congelador tres estrellas o más, se debe congelar durante cinco días.

Pero con la congelación lo que conseguimos evitar es el riesgo de que los anisakis nos puedan parasitar, pero el pescado crudo seguirá siendo un alimento con un riesgo microbiológico elevado y por ello no se aconseja en embarazadas ni en niños muy pequeños o personas inmunodeprimidas.

Setas crudas

Partiendo de que muchas especies de este tipo de alimentos no son comestibles, porque contienen tóxicos que pueden ocasionar desde una simple gastroenteritis a intoxicaciones graves que pueden llegar a ser letales.

Consumirlas crudas no es nada recomendable porque nos pueden causar diferentes problemas por la existencia de toxinas activas. El mejor consejo a seguir es el de cocinarlas.

Yuca

El consumo de este tipo de alimentos no es muy habitual en nuestro país, pero si que podemos encontralos en lo supermercados y comercios de vegetales con más variedad de alimentos.

La Yuca es un tuberculo que contiene cianuro, un producto tóxico. Pero si se lava, lo pelamos y lo cocinamos correctamente no hay que tener ningún miedo a consumirlo.

Añadir nuevo comentario