El coronavirus no afecta de la misma forma a unos países que a otros

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
Jóven con mascarilla por el coronavirus en Sudáfrica

Lectura fácil

Sudáfrica es un país situado al sur del continente africano.

En este país hay mucha gente infectada con Sida y tuberculosis.

Además, en Sudáfrica también hay gente contagiada por el coronavirus.

El coronavirus podría provocar más muertes en personas más jóvenes que están contagiadas con otroas enfermedades

El problema es que jóvenes tiene sida y tuberculosis y no se tratan.

Esas personas que tienen esas enfermedades pueden tener unas fases del coronavirus más graves.

Por eso el coronavirus en este país puede causar muchas más muertes que en otros países, y de forma más rápida.

El coronavirus se extiende por Sudáfrica, y las personas infectadas con VIH y que no estén con tratamiento, y aquellos pacientes con hipertensión y diabetes, podrían ser las más afectadas por la pandemia.

Zweli Mkhize, ministro de Sanidad en Sudáfrica, hacía público el 10 de marzo que tenían 13 casos confirmados de COVID-19. El 29 de marzo, ya habían superado los 1.200

Aunque las personas contagiadas fueron aisladas y pasan la cuarentena en sus casas y el Servicio de Salud realiza un seguimiento de todas las personas que pudieron tener contacto con ellos, el Servicio Nacional de Salud no era consciente de que el virus se estuviera extendiendo por Sudáfrica.

El avance del coronavirus en esta zona está siendo lento, pero puede resultar un duro golpe para las personas con VIH y TB

Los investigadores del país, afirman que la enfermedad de la pandemia puede ser mucho peor en aquellas personas que tiene Sida, tuberculosis y que no están recibiendo tratamiento.

Salim Abdool Karim, director del Centro para el Programa de Investigación del Sida en Sudáfrica y profesor de salud global en la Universidad estadounidense de Columbia, expone que el coronavirus es demasiado nuevo como para poder tener conocimiento de su posible impacto en personas con VIH.

El caso es que otros virus como el sarampión y la gripe reflejan datos. Y un paciente infectado con VIH que no recibe tratamiento, es el que más riesgo corre.

Salim Abdool Karim explicaba que usando la información obtenida de otras infecciones, en caso de que un paciente infectado de VIH que tome antirretrovirales, dará una respuesta muy parecida a cuando un paciente no está infectado.

“Pienso que lo que vamos a ver es que los jóvenes con VIH y un bajo número de linfocitos T4 tendrán tasas de mortalidad similares a las que vemos en pacientes entre 60 y 70 años”. La cifra de linfocitos T4 indica la fortaleza del sistema inmunitario.

Los linfocitos T4 muestran la fuerza del sistema inmunitario de nuestro organismo

Según los datos que conocemos y que los Centros para el Control de Enfermedades en China proporcionaron en febrero, y habiendo analizado más de 44.000 casos, entre un 8% y un 15% de las personas mayores de 70 años que se infectaron con el nuevo coronavirus, fallecieron.

Por otro lado, El Consejo de Investigación en Ciencias Humanas realizó una encuesta familiar que revelaba que en la actualidad, cuatro de cada 10 infectados por VIH en Sudáfrica, continúan sin haber recibido tratamiento con antirretrovirales.

Desde Right to Care se encargan de dar servicios contra el VIH. Ian Sanne, delegado de la organización comenta, que aquellas personas que si que estén en tratamiento, se aseguren de tomarse los antirretrovirales, y piensa que no tienen más razones para preocuparse.

"Quienes nos preocupan son los infectados de VIH que todavía no están diagnosticados. Es el momento de conocer si sois portadores y empezar el tratamiento” comentaba Sane.

Sudáfrica, un país que soporta una elevada cifra de contagiados con tuberculosis

Sudáfrica se sitúa entre los 30 países que presentan una alta carga de casos te tuberculosis. Llegan a acumular casi el 90% de los casos mundiales de esta enfermedad, según el informe publicado por la OMS en 2019.

El año pasado, más de la mitad de los 301.000 casos de tuberculosis correspondían a personas infectadas por el VIH. Los expertos dicen que no está claro de que forma impactará el COVID-19 en las personas con VIH y tuberculosis, ya que el SARS-CoV-2 afecta en concreto a los pulmones.

Por otro lado, las estadísticas de 2016, dejaron ver que la tuberculosis causó unas 30.000 muertes ese año, y esa enfermedad continúa siendo la principal causa de muerte en Sudáfrica.

Un país con tan alto número de fallecimientos registrados, y que además está afectado por otros virus, el coronavirus en él, puede causar la fatalidad de que se pierdan muchas más vidas.

Añadir nuevo comentario