El Real Decreto para la nueva normalidad ha sido respaldado por mayoría en el Congreso

EmailFacebookTwitterLinkedinPinterest
La nueva normalidad invade las calles españolas

Lectura fácil

El real decreto ley que rige la nueva normalidad ha sido aprobado en el Congreso.

El real decreto fue aprobado por el Consejo de Ministros el pasado 9 de junio, pero faltaba la aprobación del Congreso.

Este real decreto rige la nueva normativa en esta normalidad de la pandemia.

En esto consisten las medidas del real decreto ley:

  • El coronavirus ha sido declarado como enfermedad de declaración obligatoria urgente
  • Las Comunidades autónomas tienen que facilitar datos de seguimiento y vigilancia epidemológica, y la capacidad de asistencia de cada una.
  • PCR para todos los casos sospechosos
  • Coordinación con residencias, tanto de personas mayores como las personas con necesidades especiales
  • Rastrear posibles contagios
  • Medidas de prevención
  • Controles sanitarios en transporte terrestre y aéreo

La nueva normalidad está regida por el nuevo real decreto ley aprobado por el Consejo de Ministros el pasado 9 de junio. Este decreto propone, entre otras cosas, el uso obligatorio de mascarillas en la vía publica. Su incumplimiento puede tener sanciones de hasta 100 euros.

El texto ha sido impulsado por el Ministerio de Sanidad y el de Transportes, Movilidad, y Agenda Urbana, y ha sido recogido en el BOE. Declara el COVID-19 como "enfermedad de declaración obligatoria urgente" y otorga a las comunidades autónomas y entidades locales las funciones de vigilancia, inspección y control.

Hoy se ha conseguido un sí amplísimo del Congreso. Con una mayoría absoluta sobrada, el real decreto ley del Gobierno ya regula la vida de los españoles tras la caída del estado de alarma.

Medidas para la nueva normalidad: ¿En qué consisten?

Este real decreto ley va a establecer unas medidas de cara a la nueva normalidad que regirán cada territorio, independientemente de la autoridad que tiene cada Autonomía.

Declaración obligatoria urgente

Ya hemos apuntado que el coronavirus ha sido declarado como enfermedad de declaración obligatoria urgente, por eso las Comunidades Autónomas tienen el deber de informar cuando se den situaciones de emergencia para la salud pública.

De esta forma, tendrán que seguir facilitando datos de seguimiento y vigilancia epidemológica, así como la capacidad de asistencia de cada una.

PCR para todos los casos sospechosos

Los servicios de salud realizarán una prueba de diagnóstico de PCR o de otra técnica molecular, siempre que aparezca un caso sospechoso, y tan pronto como sea posible, desde el conocimiento de los síntomas.

Así, en la nueva normalidad, cada comunidad autónoma tiene que garantizar el número suficiente de profesionales dedicados a la prevención y control de enfermedad, el diagnóstico temprano, la atención de los casos y la vigilancia epidemiológica, además de crear planes de contingencia.

Coordinación con residencias, tanto de personas mayores como las personas con necesidades especiales

Cada región tendrán que garantizar la coordinación de dichos centros, y además contar con planes orientados a identificar rápidamente posibles casos entre residentes y trabajadores.

Rastrear posibles contagios 

En la nueva normalidad, el real decreto indica que establecimientos, transportes, o cualquier otro lugar o entidad pública o privada, tienen la obligación de facilitar a las autoridades sanitarias información sobre la identificación y datos de los posibles infectados.

Medidas de prevención

Las mascarillas serán obligatorias siempre que no se pueda mantener la distancia interpesonal, así como las medidas de higiene.

En esta nueva normalidad los establecimientos comerciales y los entornos laborales tienen que contar con medidas de prevención, como la organización de turnos para evitar aglomeraciones.

Para que estas medidas se cumplan, las Comunidades Autónomas tienen que garantizar la disponibilidad y el abastecimiento de mascarillas quirúrgicas, geles hidroalcohólicos y otros productos destinados a la protección de la salud.

Controles sanitarios en transporte terrestre y aéreo

Los aeropuertos gestionados por Aena deben de contar con los recursos necesarios que garanticen el control sanitario de la entrada de pasajeros de vuelos internacionales.

Por otro lado, los operadores podrán ir adaptando la oferta de transporte según vaya evolucionando la recuperación de la demanda, asegurando siempre las medidas sanitarias acordadas.

Tanto los operadores de transporte terrestre como aéreo que viajen por más de una provincia con asientos preasignados, tienen el deber de guardar los datos de cada pasajero durante cuatro semanas, mínimo, para que las autoridades sanitarias puedan tener acceso en caso de ser necesario un rastreo.

Gráfico sobre la nueva normalidad. Autor: Henar de Pedro / 20minutos
Gráfico sobre la nueva normalidad. Autor: Henar de Pedro / 20minutos

El real decreto ha recibido 265 síes, 77 noes y 5 abstenciones. El PP apoya finalmente un texto que ahora se tramitará como proyecto de ley y será enriquecido con enmiendas.

De esta forma, la nueva normalidad ya está oficialmente establecida en España, con un apoyo abrumador durante la sesión del Congreso.

Añadir nuevo comentario